Dr. Joan Argulló Martí

Pediatra

Todo para los bebés, niños y adolescentes

Ofrecemos una pediatría integral y muy bien coordinada entre niveles asistenciales, gracias a nuestro equipo humano, a la infraestructura y a unos medios tecnológicos avanzados.

Nuestra clínica ofrece una atención pediátrica general y especializada, con un equipo de profesionales que trabaja para conseguir la mejor atención tanto desde la vertiente médica como humana. Cuidamos de sus hijos, desde el nacimiento hasta la adolescencia (de los 0 a los14 años) y asesoramos y damos apoyo a la familia. Les ofrecemos también nuestras consultas especializadas de pediatría para patologías específicas para patologías específicas, así como especialidades pediátricas de soporte.

Trastornos del aprendizaje (dislexia, TDAH...)

La dislexia, el trastorno por déficit de atención (sin o con hiperactividad) o la discalculia son disfunciones neurológicas que afectan niños y adolescentes que, pese a tener una inteligencia normal, presentan dificultades en uno o más aprendizajes. Estos trastornos son una de las causas más frecuentes de fracaso escolar. Los trastornos del aprendizaje escolar afectan a uno de cada 10 niños y son un motivo de preocupación para los padres, que a menudo no saben cómo ayudar a sus hijos.

Los niños con trastornos del aprendizaje que no se diagnostican ni tratan adecuadamente, a menudo entran en un círculo vicioso de malos resultados académicos, desmotivación y baja autoestima, que pueden llevar a sufrir trastornos emocionales. Es importante hacer un buen diagnóstico e iniciar el tratamiento lo antes posible. En la Clínica Pediátrica les podemos ayudar.

Consejos del especialista

FIEBRE

¿QUÉ ES LA FIEBRE?

La fiebre consiste en la elevación de la temperatura normal del cuerpo: más de 38º C si se mide en el recto o más de 37,5º C si se mide en la axila.

La causa más frecuente en los niños es una infección vírica.

¿QUÉ DEBE HACER EN CASA?

  • · No decida que su hijo tiene fiebre poniéndole la mano sobre la frente: use el termómetro.
  • · Mantenga una temperatura ambiental agradable. No ponga mucha ropa al niño.
  • · Ofrézcale abundantes líquidos, sin forzarle.
  • · No es necesario bajar la fiebre en todas las circunstancias, sólo si el niño está molesto. Esto ocurre, generalmente, a partir de 38-38,5ºC.
  • · Utilice las dosis de antitérmicos recomendadas por su pediatra respetando los intervalos entre las mismas aunque la fiebre reaparezca antes. Siempre que sea posible adminístrelos por la boca, no por vía rectal.
  • · No se deben alternar medicamentos para tratar la fiebre.
  • · Los baños con agua templada disminuyen poco la fiebre. · · Puede usarlos para ayudar a los antitérmicos. No utilice compresas de alcohol, ni de agua fría.

¿CUÁNDO DEBE ACUDIR A UN SERVICIO DE URGENCIAS?

  • · Si el niño tiene menos de 3 meses de edad.
  • · Si su hijo está adormilado, decaído o, por el contrario, muy irritable.
  • · Si ha tenido por primera vez una convulsión.
  • · Si se queja de dolor de cabeza intenso y vomita varias veces.
  • · Si el niño respira con dificultad.
  • · Cuando aparecen manchas rojas en la piel que no desaparecen al presionar.

CUESTIONES IMPORTANTES

  • Algunas personas piensan que la fiebre es siempre mala y que puede provocar lesiones importantes. ¡Esto no es verdad!. Cuando tenemos una infección el cuerpo produce más calor (fiebre) para que nuestras defensas luchen contra ella.
  • La fiebre no produce daños en el cerebro hasta que llega a 42º C o más.

Los antitérmicos no curan la infección, sólo ayudan a que el niño se sienta mejor.

VÓMITOS

¿QUÉ SON LOS VÓMITOS?

Los vómitos consisten en la expulsión por la boca del contenido del aparato digestivo (alimentos, jugo gástrico, bilis).

Son muy frecuentes en las enfermedades infantiles: gastroenteritis, catarro, otitis, anginas.

¿QUÉ DEBE HACER EN CASA?

  • · Hay que evitar la deshidratación ofreciéndole líquidos azucarados (zumos, agua) en cantidades pequeñas, aproximadamente una cucharada cada 5 minutos.
  • · Si se acompaña de diarrea es preferible utilizar soluciones de rehidratación de venta en farmacias. No use soluciones caseras (limonada alcalina), ni refrescos comerciales.
  • · Observe la aceptación por parte del niño. Si los líquidos son bien tolerados puede aumentar la frecuencia paulatinamente.
  • · Cuando tome bien los líquidos ofrézcale comida –nunca forzándole– en pequeñas cantidades.

¿CUÁNDO DEBE CONSULTAR EN UN SERVICIO DE URGENCIAS?

  • · Si el niño es menor de 3 meses y ha vomitado dos o más tomas.
  • · Si el niño vomita mucho, no tolera sólidos, ni líquidos o vomita aunque no tome nada.
  • · Si los vómitos son verdosos, contienen sangre o parecen posos de café.
  • · Si el niño presenta alguno de los siguientes síntomas: está adormilado, decaído, tiene mucha sed, los ojos hundidos, llora sin lágrimas u orina poco.
  • · Si cursan con mucho dolor abdominal o de cabeza.

CUESTIONES IMPORTANTES

  • · El peligro de deshidratación es mayor cuanto más pequeño es el niño.
  • · Es normal que los niños menores de 6 meses expulsen pequeñas cantidades de leche después de comer (REGURGITACIÓN).

GASTROENTERITIS AGUDA

¿QUÉ ES LA GASTROENTERITIS?

La gastroenteritis es una infección que cursa con diarrea, es decir, con un aumento del número de deposiciones que, además, son más blandas. Generalmente, también provoca vómitos, fiebre y dolor abdominal.

¿QUÉ DEBE HACER EN CASA?

Hay que evitar la deshidratación:

  • · Cada vez que el niño defeca o vomita pierde líquido que hay que reponer bebiendo. Puede utilizar los sueros hiposódicos de venta en farmacias.
  • · Si el niño vomita con facilidad tiene que tomar el suero despacio (una cucharada cada 5 minutos) aumentando la cantidad progresivamente según lo vaya tolerando.
  • · Cuando no vomite los líquidos, ofrézcale comida en pequeñas cantidades -sin forzarle- manteniendo el aporte de líquidos entre las tomas.

Plan de comidas:

  • · No es necesario ningún tiempo de ayuno. Desde el principio ofrézcale comida -sin forzarle-. En general, los niños con gastroenteritis tienen poco apetito.
  • · Si el niño se alimenta de lecha materna debe continuar con ella aumentando el número de tomas.
  • · Los biberones de leche hay que hacerlos con el nº de cacitos habitual, sin diluirlos más.
  • · La dieta astringente no es imprescindible, es suficiente una alimentación suave, apetecible para el niño. Los alimentos que se suelen tolerar mejor son: cereales (arroz, trigo), patata, pan, carne magra, verdura, pescado, yogur y fruta. Evite comidas flatulentas, con mucha grasa o azúcar.

¿CUÁNDO DEBE CONSULTAR EN UN SERVICIO DE URGENCIAS?

  • · Si el niño vomita mucho, no tolera sólidos, ni líquidos o vomita aunque no tome nada.
  • · Si los vómitos son verdosos, contienen sangre o parecen posos de café.
  • · Si el niño está adormilado, decaído, tiene mucha sed, llora sin lágrimas, orina poco o tiene los ojos hundidos.
  • · Si las deposiciones son muy líquidas, abundantes y frecuentes de tal manera que el niño no es capaz de beber al mismo ritmo que pierde.

CUESTIONES IMPORTANTES

  • · No se deben utilizar soluciones de composición desconocida o no recomendadas (limonada alcalina), ni refrescos comerciales para reponer las pérdidas producidas por las gastroenteritis.
  • · Son especialmente recomendables las soluciones de rehidratación que ya vienen preparadas.
  • · Si utiliza soluciones de rehidratación en polvo siga las instrucciones del producto. Asegúrese de que la cantidad de agua sea la correcta.
  • · El peligro de deshidratación es mayor cuanto más pequeño es el niño.

No administre a su hijo medicamentos para la diarrea o los vómitos sin consultar con su pediatra.

ESTREÑIMIENTO

QUÉ ES EL ESTREÑIMIENTO?

Se considera que un niño está estreñido cuando hace deposiciones muy duras o no defeca con asiduidad  -más de 3 días sin expulsar heces-.

La dieta inadecuada (demasiados huevos, carne, leche, bollos, dulces comerciales) y los hábitos incorrectos (aguantarse las ganas de defecar repetidamente, no intentar defecar todos los días) constituyen la causa principal del estreñimiento infantil.

¿QUÉ DEBE HACER EN CASA?

  • · El niño debe sentarse en el retrete para intentar defecar todos los días a la misma hora, mejor después de alguna de las comidas.
  • · Debe permanecer sentado 5-10 minutos. Puede entretenerse con algún libro o juego.
  • · Hay que enseñarle que no debe aguantarse las ganas de ir al baño cuando sienta el deseo.
  • · En relación con la dieta, lo principal es aumentar la ingestión de líquido (agua, zumos) y fibra (cereales con fibra, pan con fibra, frutas y verduras).

 ¿CUÁNDO DEBE CONSULTAR EN UN SERVICIO DE URGENCIAS?

El estreñimiento debe ser controlado por su pediatra salvo que se produzca alguna de las situaciones siguientes:

  • · Dolor abdominal importante.
  • · Aparición de sangre en las heces.
  • · Si el niño vomita muchas veces, no tolera sólidos, ni líquidos.
  • · Si encuentra a su hijo muy decaído y se queja mucho.

CUESTIONES IMPORTANTES

  • · No es imprescindible que su hijo defeque todos los días.
  • · El ritmo y la consistencia de las deposiciones son muy variables de unas personas a otras. En general, no hay que preocuparse de la dureza de las heces ni del ritmo intestinal si el niño se encuentra completamente bien y no tiene ningún problema.
  • · La mayoría de los casos de estreñimiento infantil (95%) no están producidos por ninguna enfermedad.
  • · No debe administrar a su hijo laxantes, ni enemas, sin consultar con su pediatra.

TRAUMATISMO CRANEOENCEFÁLICO

¿QUÉ ES UN TRAUMATISMO CRANEOENCEFÁLICO?

Es un traumatismo en la cabeza.

En este momento su hijo presenta una exploración neurológica normal por lo que no precisa ingreso.

¿QUÉ DEBE HACER EN CASA?

  • · Observe al niño durante las 24 horas siguientes por si aparece algún problema. Manténgalo en un ambiente tranquilo bajo la supervisión de un adulto.
  • · Si el niño tiene sueño puede dejarle dormir, pero despertándole cada cuatro horas, aproximadamente, para observar sus reacciones. Debe mantener un comportamiento adecuado.
  • · Si presenta dolor de cabeza puede tomar paracetamol o ibuprofeno a dosis habituales.
  • · Transcurridas dos horas sin vómitos ofrézcale una dieta blanda.
  • · A las 24 horas del traumatismo, se puede reiniciar el ritmo normal de vida.

 ¿CUÁNDO DEBE CONSULTAR DE NUEVO EN UN SERVICIO DE URGENCIAS?

  • · Si el niño vomita de nuevo en casa.
  • · Si presenta dolor de cabeza intenso o progresivo.
  • · Si su hijo está confuso, somnoliento, irritable o cuesta mucho despertarle.
  • · Si el niño comienza con movimientos anormales, debilidad u hormigueo de extremidades, tiene dificultad para caminar, habla o ve mal, o tiene las pupilas de diferente tamaño.
  • · Si observa salida de líquido claro o sangre por la nariz o los oídos.
  • · En general, cualquier síntoma que le resulte extraño o le preocupe.

CUESTIONES IMPORTANTES

  • · La mayoría de los traumatismos en la cabeza son leves y no producen daños. Con golpes mínimos es muy raro que se produzcan lesiones.
  • · Es normal que en las primeras horas su hijo esté asustado, no recuerde el momento del traumatismo, tenga dolor de cabeza o presente algún vomito.
  • · En la mayoría de los casos no es necesario realizar ninguna radiografía u otras pruebas.

CATARRO DE VÍAS ALTAS

¿QUÉ ES UN CATARRO DE VÍAS ALTAS?

Es una infección vírica de las vías respiratorias altas (nariz, garganta) que cursa con fiebre, estornudos, tos y mucosidad nasal.

Los catarros son muy frecuentes durante los primeros años de vida. Es normal que se padezcan de 6 a 8 al año, incluso más si el niño acude a la guardería.

¿QUÉ DEBE HACER EN CASA?

  • · Evite el ambiente seco en casa. Ponga depósitos de agua en los radiadores o utilice humidificadores si el grado de humedad es muy bajo.
  • · Hágale lavados nasales frecuentes con suero fisiológico.
  • · Es normal que el niño esté inapetente. No le fuerce a comer. Ofrézcale líquidos.
  • · Controle la temperatura y administre el antitérmico recomendado habitualmente por su pediatra si la fiebre supera los 38-38,5ºC.

¿CUÁNDO DEBE ACUDIR A UN SERVICIO DE URGENCIAS?

  • · Si empeora el estado general, el niño está decaído, somnoliento o muy irritable.
  • · Cuando aparezca dificultad para respirar: respire muy deprisa, se le marquen las costillas, mueva mucho el abdomen o se le hunda el pecho.
  • · Si el niño tiene menos de 3 meses de vida y el catarro se acompaña de fiebre.

CUESTIONES IMPORTANTES

  • · No existen medicamentos que curen los catarros. Los jarabes anticatarrales (mucolíticos, anticongestivos) son de dudosa eficacia.
  • · Los antibióticos no curan el catarro ni evitan las complicaciones del mismo.

CONVULSIÓN FEBRIL

¿QUÉ ES UNA CONVULSIÓN FEBRIL?

Es una respuesta del cerebro ante la fiebre que se produce en algunos niños sanos entre los 6 meses y los 5 años de edad.

Casi siempre ocurren durante el primer día de fiebre.

El niño pierde bruscamente la conciencia, el cuerpo puede ponerse rígido y comenzar con sacudidas o quedarse completamente flácido. También es frecuente que la boca esté morada, cerrada con fuerza, como encajada y la mirada perdida. Suele durar poco tiempo, generalmente menos de 5 minutos. Al final, el niño tiende a dormirse.

¿QUÉ DEBE HACER ANTE UNA CONVULSIÓN?

  • · Coloque al niño tumbado de lado, sobre un costado (esto le permitirá respirar mejor) y lejos de objetos con los que pueda golpearse.
  • · No intente introducirle nada en la boca.
  • · Si no le ha dado ninguna medicina para la fiebre en las últimas 2 horas le puede poner un supositorio de paracetamol.
  • · Es conveniente que el niño sea valorado por un médico que confirme el diagnóstico. Acuda al centro de salud u hospital más cercano.

¿CUÁNDO DEBE ACUDIR DE NUEVO A UN SERVICIO DE URGENCIAS?

  • · Si se repite la convulsión.
  • · Si su hijo está adormilado, decaído o, por el contrario, muy irritable.
  • · Si se queja de dolor de cabeza intenso y vomita.

CUESTIONES IMPORTANTES

  • · Las convulsiones febriles tienen buen pronóstico. Después de la convulsión el niño tendrá el mismo estado de salud que antes.
  • · Cualquier infección banal (catarro, anginas, gastroenteritis) que curse con fiebre puede provocar una convulsión febril.
  • · Son frecuentes (3-5% de los niños). Además, después del primer episodio, 1 de cada 3 niños volverá a tener otro.
  • · En la mayoría de las ocasiones, no se precisa ningún estudio especial.
  • · Los niños con convulsiones febriles no necesitan un tratamiento para la fiebre diferente del que se administra a los demás niños. Utilice las dosis habituales de antitérmicos.

BRONQUIOLITIS

¿QUÉ ES LA BRONQUIOLITIS?

Es una infección vírica que afecta a niños menores de dos años y se manifiesta con dificultad para respirar y, a veces, ruidos de “pitos” en el pecho.

Generalmente, se inicia con tos y mucosidad nasal. Después de 3-4 días aparece la dificultad respiratoria. El niño puede estar irritable, comer menos y presentar fiebre.

 ¿QUÉ DEBE HACER EN CASA?

  • · Mantenga al niño algo incorporado ya que le ayudará a respirar mejor.
  • · Los lavados nasales con suero fisiológico son necesarios si tiene mucosidad, preferiblemente, antes de comer.
  • · Para evitar que el niño se fatigue, las tomas de alimento deben ser más pequeñas y frecuentes.
  • Evite ambientes con humo.

¿CUÁNDO DEBE ACUDIR A UN SERVICIO DE URGENCIAS?

  • · Si presenta mal estado general -irritable, adormilado-.
  • · Si el niño se fatiga mucho con las tomas, casi no come.
  • · Si el niño se pone morado o pálido.
  • · Si respira peor: respira cada vez más deprisa, se le marcan las costillas, mueve mucho el abdomen, se le hunde el pecho o deja de respirar durante segundos.

CUESTIONES IMPORTANTES

  • · En la actualidad, no existe ningún medicamento que cure la bronquiolitis.
  • · Los síntomas de la bronquiolitis pueden persistir hasta 2-4 semanas.
  • · Algunos niños, tras padecer una bronquiolitis, presentan episodios sucesivos de dificultad respiratoria con tos que recuerdan el cuadro inicial.

LARINGITIS

¿QUÉ ÉS LA LARINGITIS?

Es una inflamación de la laringe producida, generalmente, por una infección vírica.

Suele cursar con tos perruna, afonía, ronquera, dolor de garganta, fiebre y, a veces, un ruido al coger el aire (estridor). Suele empeorar por la noche.

 ¿QUÉ DEBE HACER EN CASA?

  • · Evite el ambiente seco en casa, ponga depósitos de agua en los radiadores.
  • · La humedad puede mejorar los síntomas: mantenga al niño en el baño con los grifos de agua caliente abiertos o haga que respire el aire fresco de la calle sacándole abrigado a la ventana o a la terraza.
  • · Si el niño tiene fiebre administre el antitérmico recomendado habitualmente por su pediatra.
  • · Es normal que su hijo esté inapetente. No le fuerce a comer. Ofrézcale líquidos.
  • · Vigile la respiración del niño. En algunos casos la inflamación de la laringe dificulta la entrada de aire.

¿CUÁNDO DEBE ACUDIR A UN SERVICIO DE URGENCIAS?

  • · Cuando haga ruido al coger el aire (estridor) aunque el niño esté tranquilo.
  • · Si la dificultad respiratoria empeora: respira cada vez más deprisa, se le marcan las costillas, mueve mucho el abdomen, se le hunde el pecho o estira el cuello.
  • · Cuando el niño tenga dificultad para tragar o babee mucho.

CUESTIONES IMPORTANTES

  • · La mayoría de las laringitis son leves y benignas.
  • · No necesitan tratamiento antibiótico.
  • · No se deben emplear collarines de agua y alcohol. No son efectivos y, además, pueden irritar la piel.
  • · No administre jarabes, ni supositorios para la tos sin consultar con su pediatra.

CÓLICO DEL LACTANTE

¿QUÉ SON LOS CÓLICOS DEL LACTANTE?

Son episodios de llanto prolongado, a veces inconsolable, que se repiten casi a diario sobre todo por las tardes y noches. Se presenta en niños sanos con pocos meses de vida.

No es una enfermedad.

Hasta el momento no se ha encontrado la causa, incluso puede que sea una variante normal de llanto.

¿QUÉ DEBE HACER EN CASA?

  • · Debe mantener la calma ya que se trata de un proceso benigno y pasajero.
  • · Acuda a consolarle e intente saber por qué llora: hambre, sed, cambio de pañal, calor, frío.
  • · Procure que el ambiente sea tranquilo y relajado; no trasmita ansiedad al niño.
  • · Pueden ser útiles los masajes en el abdomen, los paseos en carrito o en coche, la música suave.

¿CUÁNDO DEBE CONSULTAR EN UN SERVICIO DE URGENCIAS?

  • · Si el llanto del niño se acompaña de palidez, sudoración, decaimiento intenso o rechazo de las tomas.
  • · Si su hijo presenta fiebre, vomita o hace deposiciones con sangre.

CUESTIONES IMPORTANTES

  • · Es normal que los niños sanos lloren durante dos horas o más al día, aunque no tengan cólicos.
  • · No le administre ningún medicamento ni cambie de leche sin consultar con el pediatra.
  • · En la actualidad, no existe ningún tratamiento con efectividad probada.

LA EXPERIÈNCIA DE SER PADRES

La Clínica de atención a la mujer les ofrece información sobre el proceso de parto y además la posibilidad de participar, tomando algunas decisiones. Queremos que se sientan informados y que formen parte del momento, en un ambiente cálido y agradable.

Acompañante

Se permite un acompañante durante todo el proceso de parto.

Es un momento muy importante de su vida y lo tienen que vivir de la mejor manera y con el máximo de intimidad; por ello les recomendamos que el acompañante sea el mismo en todo el proceso y así evitar interferencias innecesarias.

Antes del parto

Lo más frecuente es no administrar enemas de limpieza, ni afeitar el pubis por rutina, pero si lo deseáis lo haremos y también siempre que sea necesario. El/la comadrón/a le informará de todo ello.

Le colocaremos una vía venosa periférica por si fuera necesario administrar alguna medicación o bien realizar alguna actuación urgente derivada de una complicación.

Si es necesario aplicar alguna técnica o administrar algún fármaco, se la informará previamente en la medida de lo posible, del motivo del procedimiento y en qué consiste.

Habitualmente podrá beber líquidos como agua y zumos, pero antes nos lo tendréis que consultar.

Anestesia

Si su intención es un parto sin ningún tipo de anestesia, el/la comadrón/a la ayudará con técnicas de respiración, masajes y otras técnicas de analgesia.

Durante la dilatación podrá utilizar las pelotas que tenemos disponibles, con el fin de ayudar al movimiento de la pelvis, como técnica para aliviar el dolor. También le facilitaremos, si quiere, ponerse en la ducha para ayudar a relajarse mientras se sienta en una pelota o en una silla.

En cambio, si desea la anestesia epidural, se la podemos poner en el momento apropiado.

Durante el parto

Le facilitaremos la adopción de posturas que favorecen la dilatación y el descenso de la cabeza fetal.

Durante el momento del expulsivo, si quiere, puede visualizar el nacimiento de su hijo con la ayuda de un espejo, y hasta tocar la cabeza y así vivir la sensación del nacimiento con mucha más intensidad.

No practicamos episiotomías de rutina, pero sí cuando es indispensable.

Respetaremos el tiempo necesario para el desarrollo espontáneo del parto, evitando acciones dirigidas a acelerar el proceso, siempre que las fases de parto se desarrollen dentro de los márgenes de normalidad establecidos.

Las intervenciones obstétricas (instrumentación o cesárea) se realizarán para preservar el estado materno o fetal, informando de su necesidad y del motivo. El personal que asiste al parto podrá autorizar o no la presencia del acompañante.

Después del nacimiento de su hijo

En el momento del nacimiento de su hijo, se lo pondremos encima para facilitar el contacto piel con piel e inmediatamente lo cubriremos con una manta caliente, excepto si precisara asistencia por parte de la comadrona o pediatra. Si por cualquier motivo la madre no quiere o no puede facilitar el contacto piel con piel, puede ser el acompañante quien dé el calor necesario al recién nacido.

Si lo desea esperaremos a que el cordón umbilical deje de latir, y el acompañante lo podrá cortar.

Dejaremos que se produzca el desprendimiento (expulsión de la placenta) de manera fisiológica (forma expectante). Si hay sangrado o la placenta no se desprende, administraremos oxitocina y realizaremos un desprendimiento medicalizado.

No está permitido filmar o fotografiar el momento del expulsivo. Cuando el niño haya nacido se podrán hacer fotografías, pero solicitando permiso.

En la misma habitación y a su lado realizaremos una serie de atenciones al recién nacido como el control de la temperatura, peso, cura del ombligo, aplicación de una crema en los ojos y un pinchazo para prevenir el déficit de vitaminas.

Después de dos horas de observación de las constantes vitales de la madre y observar el desarrollo del niño, les trasladaremos a la habitación sin que se haya separado de éste en ningún momento.

Le facilitamos la lactancia materna

Le facilitaremos la lactancia materna y le daremos todo el apoyo que le haga falta desde el momento del nacimiento y durante toda la estancia en el hospital. También desde atención primaria, el/la comadrón/a y después el equipo de pediatría haremos un seguimiento los primeros días.

Donación de sangre de cordón umbilical

El centro colabora con la donación de sangre de cordón umbilical del Programa de Sangre de Cordón del Banco de Sangre y Tejidos del Departamento de Salud. Si quiere donarla tendrá que rellenar el consentimiento informado que se le facilitará en los controles de embarazo.

Personal de sala de partos

Su parto será atendido por un equipo integrado por comadrón/a, ginecólogo/a y auxiliares de clínica.

El hospital tiene estudiantes de medicina y de enfermería, así como comadronas/es y ginecólogos/as en formación; por tanto podría ser que a su parto asistiera uno de estos estudiantes, siempre supervisado/ observado por un titular (ginecólogo/a o comadrón/a).

La mejora de las instalaciones y del equipamiento

En el área obstétrica disponemos de habitaciones individuales multifuncionales; esto quiere decir que tendrá a su hijo en la habitación donde ingrese. No les moveremos de allí ni les separaremos, a menos que se tenga que hacer una cesárea.

Todas las habitaciones disponen de lavabo y ducha asistida. Están decoradas en tonos suaves y podrá regular la intensidad de la luz y el volumen de la música.

Disponemos de monitores fetales con telemetría, que facilitan que se pueda mover y deambular a su ritmo mientras el/la comadrón/a le hace los controles necesarios.

Disponemos de camas de parto que le permitirán parir en la posición que desea, facilitando el descenso del bebé, incluso teniendo la anestesia epidural puesta. Podrá estar sentada, de lado, colgada de una barra… Siempre que sea posible le permitiremos la posición que le sea más cómoda para las contracciones.

Prevención y promoción de la salud

Check - up neonatal

En la Clínica de Pediatría cuidamos que nada entorpezca una buena interrelación madre-bebé. Por ello, además de las exploraciones físicas, tratamos y aportamos consejos para resolver los pequeños problemas de adaptación al nuevo medio (problemas de succión, regurgitaciones, vómitos…) con el cuidado y sensibilidad necesarios para que la lógica preocupación no les impida disfrutar de la maternidad/paternidad.

Exploraciones físicas

En una primera exploración física, en el momento de nacer, hacemos las pruebas de detección precoz (punción en el pie) de enfermedades como la fenilcentonuria, hipertiroidismo y fibrosis quística. Estas pruebas permiten descartar hasta 28 enfermedades metabólicas. Además, hacemos el test de cribaje de hipoacusia neonatal. Todas estas pruebas de detección precoz permiten, llegado el caso, activar los protocolos de tratamiento precoz.

Antes del alta el neonatólogo realizará una nueva exploración física a su hijo.

Seguimiento y acompañamiento de la comadrona

Además de los pediatras y los obstetras, las comadronas la cuidarán y harán un completo seguimiento del proceso, los días que esté en el hospital y después en su casa si así lo desea. Este acompañamiento le permitirá aclarar dudas sobre los pequeños problemas problemas que pueda tener el bebé y que preocupan mucho a los padres, como son los vómitos, regurgitaciones, ictericia, adaptación a la lactancia, etc.

Ponemos a su disposición un teléfono de guardia para que siempre pueda contactar con una comadrona.

Servicio de apoyo terapéutico a niños y adolescentes

Técnicamente conocida como blefaroplastia, es un procedimiento para extraer la grasa y el exceso de piel de los párpados. Con esta técnica podemos corregir la caída de los párpados o las bolsas debajo de los ojos. Según los resultados de la exploración se valora si debe intervenirse solamente en los párpados superiores, en los inferiores o es necesario hacer una blefaroplastia superior e inferior.

Atención perinatal

Ofrecemos atención psicológica a niños y a jóvenes que se encuentran con dificultades personales, emocionales y relacionales, además de apoyo terapéutico a las familias.

Los motivos más habituales de consulta son:

  • · Trastornos de la alimentación (anorexia, bulimia)
  • · Trastornos del sueño
  • · Alteraciones de la conducta
  • · Problemas de comunicación, relación o desórdenes familiares
  • · Retrasos psicomotores

Les ofrecemos:

  • · Primera visita familiar de valoración de los problemas y de la demanda
  • · Entrevistas de consulta para hacer una valoración diagnóstica
  • · Una vez conocidos todos los componentes de preocupación, establecemos una propuesta de tratamiento del niño o adolescente, y de apoyo a la familia
  • · Entrevistas de tratamiento, individuales y/o familiares
  • · Visitas de seguimiento después del trabajo acordado con la familia
  • · Coordinación con otros profesionales que estén interviniendo con el niño o el adolescente
Atención neonatal

Nos encargaremos de la atención de su hijo, desde el momento de su nacimiento y durante los primeros días de vida; este servicio que ofrecemos se llama “Check-up neonatal” e incluya la asistencia al parto, la revisión neonatal y el alta de hospitalización.También les ofrecemos todos los controles postnatales (cuidados especiales) que su hijo pueda necesitar por existir algún tipo de problema como puede ser tener un bajo peso o ser un niño prematuro.

Prevención y promoción de la salud

Hacemos el control y seguimiento del crecimiento del niño sano, siguiendo el Programa de actividades preventivas y de promoción de la salud, del Departamento de Salud, que se aplica en toda Cataluña para facilitar unos hábitos y unas actitudes de salud positivos en los niños y detectar precozmente los problemas de salud infantil.

El programa incluye:

  • Cribado precoz neonatal
  • Desarrollo físico
  • Desarrollo psicomotor
  • Aparato locomotor
  • Salutd bucodental
  • Aparato genitourinari
  • Alimentación
  • Oftalmologia
  • Otorinolaringologia
  • Vacunaciones
Atención pediátrica especializada

En la cartera de especialistas destacan nuestros pediatras referentes -formados específicamente en esta vertiente de la pediatría que evaluarán su hijo y le harán todas las pruebas necesarias para poder llegar a un diagnóstico y un posterior tratamiento, con el objetivo de corregir los desórdenes que se puedan presentar.

Otras especialidades de soporte a la pediatria
Pruebas médicas

En la clínica pediátrica, para disponer de información y establecer los diagnósticos hacemos las pruebas médicas:

· Análisis clínicos
· Diagnóstico por la imagen
· Ecografía pediátrica
· Espirometría (estudio de la función respiratoria)
· Test del sudor
· Prick Test (estudio de alergias)
· Cribado precoz de metabolopatías neonatales
· Cribado de la hipoacusia neonatal
· Arrays

Consejos del especialista

Patologías frecuentes:

· Fiebre
· Vómitos
· Gastroenteritis aguda
· Estreñimiento
· Traumatismo craneoencefálico
· Catarro de vías altas
· Convulsión febril
· Bronquiolitis
· Laringitis
· Cólico del lactante
· La experiencia de ser padres: usted decide

Hospitalización pediátrica

En caso de necesidad de ingreso disponemos de una planta de hospitalización pediátrica con profesionales especialistas en pediatría altamente cualificados, para atender la estancia durante el ingreso y dar una asistencia integral y de calidad. Esta planta está dotada con todo el equipamiento y la tecnología necesarios.

También hay habitaciones individuales de gran confort, equipadas y que, además, permiten la estancia de un acompañante. Asimismo, si se diera el caso de requerir aislamiento ante alguna patología concreta, también disponemos de habitaciones que responden a esta necesidad.